Nuevos Peugeot 3008 y 5008: leones familiares

No parece muy lejano cuando Peugeot comenzaba a coquetear con el – a esas alturas ya dominante segmento de SUV-, apenas en 2008 cuando la casa francesa del león se atrevía con su primer 3008. El tradicional león francés salía de su guarida de sedanes y hatchbacks compactos, con que supo dominar varios mercado y se atrevía con el formato más exitoso en mercado como  Estados Unidos.

Apenas 13 años después, Peugeot es un actor dominante en el mercado SUV. No solo acumula premios como el obtenido en 2017 por el ya mencionado 3008, sino que acaba de ganar el premio a El Mejor SUV 2021, con su compacto en formato SUV, 2008, y ahora queda con toda su gama completamente actualizada en el mercado chileno.

Porque acaba de actualizar la parte alta de su oferta de SUV, con los facelifts de Peugeot 3008 y Peugeot 5008, que ya exhibían en su anterior generación un generoso equipamiento, ahora regresan literalmente “mostrando los colmillos”.

Experiencia premium en formato medio: Peugeot 3008

El upgrade en diseño es diferenciador y bastante llamativo. Luce un look muy moderno, dueño de algo de agresividad, con su nueva parrilla frontal sin marco, con una acertada combinación visual que entrega cierta textura. Retoma una vieja costumbre de la marca, que los nostálgicos recordarán en el venerable 404, con el logo del modelo sobre el morro del capó. Los focos son rasgados y envolventes sobre los pasos de rueda y se proyectan hacia abajo, flanqueando la máscara frontal para mostrar la nueva seña de identidad lumínica: dos colmillos luminosos que dotan, hoy a toda la gama, de la inconfundible identidad felina de la marca.

Tres niveles de equipamiento (Active Pack, Allure Pack y GT) se conjugan con tres tipos de motorizaciones para configurar 5 versiones disponibles en nuestro mercado. El primer motor apunta a la eficiencia:  bloque motriz de 3 cilindros en línea, turbocargado, de 1,2 litro para 130 HP de potencia, con un torque de 230 Nm, todo administrado por una transmisión manual de 6 relaciones.

La gama continúa con un propulsor de gasolina de 1,6 litro, de 4 cilindros, también turbocomprimido, que es capaz de desarrollar también 130 HP; con un torque de 250 Nm. Puede acoplarse a una caja de velocidades automática de 6 relaciones o de 8 evoluciones. Un motor turbodiésel de 1,5 litro, también capaz de generar 130 HP, pero que eleva el torque a abundantes 300 Nm puede portar una transmisión manual de 6 relaciones o automática de 8 velocidades.

Muestra también avances importantes en equipamiento, con equipo estándar que contempla, el atractivo i-cockpit, climatizador automático bi-zona, 6 airbags: frontales y laterales, frenos ABS / ESP + REF + AFU, sensores delanteros y traseros, Hill Assist, espejos abatibles eléctricamente, pantalla táctil de 8″ con Mirror Screen, cámara de retroceso, por mencionar solo algo de su equipo de serie, pero que suma más en la variante GT con un completo asistente a la conducción denominado por la marca ADAS (Advanced Driver Assistance Systems).

“El competitivo mercado de SUV medianos es un nicho muy sensible a la experiencia de usuario, seguridad y sensación de calidad que perciben los usuarios. Desde esa perspectiva creemos que nuestro Nuevo PEUGEOT 3008 ofrece los diferenciadores claves para brindar una experiencia única, en experiencia de manejo, dinamismo, sofisticación y diseño que cautivará a los consumidores nacionales”, comentó Lucas San Martín, director de marketing de PEUGEOT Chile.

León familiar: Peugeot 5008

Competitivo y abundante en oferta es el nicho de los SUV con tres corridas de asientos, donde se instala este sofisticado SUV francés. También cambia su faz para mostrarse moderno, con la agresividad felina que hoy muestra gracias a su nueva parrilla frontal, la señales luminosas con forma de colmillos. Formas elegantes, bien definidas, expresan robustez y seguridad, valores que buscan los clientes en este segmento.

Más exclusivo y posicionado más alto, la marca lo introduce con dos niveles de equipamiento Allure Pack y GT. Dos motores animan a este felino, un bloque de gasolina y uno turbodiésel. El primero es un motor de 4 cilindros en línea, de 1,6 litro; de 165 HP de potencia, con torque de 240 Nm. Suma potencia y torsión la variante que comparte bloque y desplazamiento de 1.6 litro, pero que llega a 180 HP, con un torque de 250 Nm. A estas soluciones mecánicas se suma un bloque diésel, turbocargado, de 1,5 litros, de 130 HP, con torque de 300 Nm. En la transmisión, en tanto, puede portar solo cajas automáticas en variantes de 6 o 8 relaciones.

Potente equipamiento de serie, Grip Control que mejora la tracción,  7 plazas y un espacio interior completamente configurable son potentes cartas frente a familias numerosas, el target elegido por este león para complacer. También agrega avanzadas ayudas a la conducción en su versiones más exclusivas.

Share This