Con un 45% de las preferencias de autos nuevos, en el mercado con más marcas del mundo, el reinado de los SUVs en Chile es patente y lleva a los fabricantes a una competencia tecnológica y en prestaciones sorprendente. Posiblemente el summum de este fenómeno lo representa el último lanzamiento de Mercedes-Benz, la renovación su su máximo utilitario deportivo,  GLS.

Referente como marca y dentro del line up, este SUV grande marca tendencia no solo en su estilo, exclusividad y diseño, sino en la cantidad de equipo -de serie y opcional- que es capaz de proveer a sus usuarios. 

En esta renovación, el MB GLS llega con un estilo algo más severo, que le viene bastante bien a su larga carrocería, de elegantes formas, que cambia lleva una evolución de la tradicional calandra central de la marca, por una de segmentos horizontales más gruesos, con el logo como elemento central. El resultado es atractivo y destaca la  presencia de este gran SUV.

Robusto e imponente sus nervaduras alargan su estética y le confieren la elegancia que es clave para la marca y sus consumidores, nuevos grupos ópticos en LED. A pesar de tener una perfil clásico de SUV, exuda distinción y exclusividad. En el diseño logra su objetivo de ser la nave insignia del portafolio SUV de Mercedes-Benz.

Nave insignia

La Clase S, el distinguido sedán de representación siempre ha estrenado lo último en tecnología que la casa Mercedes-Benz puede ofrecer, así el GLS hace los mismo para su área de SUVs, por lo tanto la cantidad de equipamiento y opcionales disponibles  es bastante impresionante en capacidades y en cantidad. 

“Desde sus orígenes como GL en 2006 hasta su evolución actual como GLS, este SUV de lujo ha representado consistentemente la vanguardia en innovación y el compromiso inigualable de Mercedes Benz. Este icónico modelo fusiona a la perfección lujo y funcionalidad, tecnología y un diseño dinámico, atributos que se potencian aún más en esta nueva versión. En su tercera generación, el GLS reafirma este compromiso con la grandeza, introduciendo cambios significativos que elevan el confort, el lujo y la experiencia general de este modelo a un nivel superior”, afirmó Emilio Michel, gerente de la división de Automóviles de Kaufmann.

Su interior es tan abundante en tecnología cómo lo es el resto de la actual gama de Mercedes, pero se enfoca en la elegancia, pensando en sus consumidores. Por ejemplo, su espacio interior para siete ocupantes en tres filas de asientos, ofrece tapicería de cuero, con el  embellecedor Manufaktur negro brillante, antes exclusivo de la versión Maybach (tope de gama) del GLS, ahora está disponible para todas sus variantes.

Así, incluso su innovador sistema MBUX capaz de obedecer órdenes por voz se percibe más señorial en el entorno GLS. La interfaz está actualizada y ofrece un nuevo aspecto para las pantallas, que ahora pueden visualizarse en tres estilos diferentes clásico , deportivo y discreto) y tres modos (navegación, asistencia y servicio )). La pantalla central hace las veces de control para los sistemas de infoentretenimiento y control de los sistemas.

Entre sus “highlights” de seguridad, destaca su “capó transparente” que brinda una visión completa de la trayectoria frontal. Gracias a sus cámaras se obtiene una vista virtual debajo del vehículo, así se pueden ver piedras grandes u hoyos bajo la parte delantera del auto. 

En el ModoOff Road de la actual generación MBUX muestra información útil , como la inclinación, ángulos de dirección o una brújula.

Destaca el paquete de protección GUARD 360°, un sistema inteligente que otorga un control integral del vehículo estacionado. Este incluye sensores volumétricos, alarma antirrobo, desactivación de la llave de emergencia y protección de remolque, entre otros . También incluye el sistema PARKTRONIC , que ayuda al conductor a encontrar lugar para parquear, además de estacionar de manera autónoma a una velocidad de marcha menor a 35 km/h.

En lo técnico, y pensando en su nicho, inicia su comercialización con una variante denominada GLS 450d 4Matic, con motor de 3,0 litros de desplazamiento, ubicado en 6 cilindros en línea con 367 caballos de fuerza, en términos de potencia y un abundante torque de 750 Nm. Todos gestionado por su transmisión 9G-Tronic. que dirige el poder a sus 4 ruedas.